¿QUIERE RECLAMAR SU ACCIDENTE DE TRÁFICO, PERO SU COMPAÑÍA LE DICE QUE SOLO CUBRIRÁ 600 EUROS DEL ABOGADO QUE NO PERTENEZCA A LA MISMA?

Eso ya no es así. El Tribunal Supremo, en la Sentencia nº 101/21, de 24 de febrero, estima que 600€ como límite para la defensa jurídica es un importe tan bajo que supone en la práctica no existiría la posibilidad de contratar un abogado que no fuera de la compañía.

El Tribunal Supremo considera que, pese a que el tomador aceptó esa cláusula, al ser un importe tan bajo, en realidad cualquier reclamación que pudiera realizar un abogado de elección propia contra un tercero, sin hacer uso de los abogados que proporciona la aseguradora, debería ser a cargo del asegurado. Y ello no es posible porque se contrató un seguro de defensa jurídica que debe ser efectivo. Con esos 600€ es imposible acudir a ningún abogado externo a la compañía aseguradora. Esta puede poner límites al importe a abonar, pero esos límites tienen que posibilitar el acudir a un abogado externo.  Aquello que contrató debe poderse llevar a cabo.

Por lo tanto, si Vd. tiene un límite excesivamente bajo para la defensa jurídica, ahora y tras la sentencia dictada por el Tribunal Supremo es posible que su aseguradora deba satisfacer los gastos de abogado elegido por Vd.

¡ACUDA A APORCENTAJE Y ESTUDIAREMOS SU CASO!

Haremos las gestiones necesarias para que su aseguradora satisfaga nuestros honorarios en el caso de que tenga contratado un seguro de defensa jurídica.